miércoles, 21 de enero de 2009

La extraña conexión



No hace mucho tiempo, en una tarde lluviosa y fria, de esas que hemos tenido durante unos dos meses aproximadamente, me puse a escuchar la banda sonora de Memorias de Africa. Una de mis películas preferidas. Me encanta la fotografía que tiene, me encanta el vestuario, me encanta la música, me encantan los interpretes, todo!!

Mientras la escuchaba, me puse a ordenar las cajas con las piedras y abalorios y hacer un poco de inventario. Vamos como cuando toca ordenar el armario.
Estando en plena faena de reorganización, de repente me vino a la mente una escena de la película. Aquella en la que celebran la Nochevieja con una fiesta. Meryl Streep de negro, maravilloso vestido, Robert Redford con un smoking de quitar el hipo.
Y en ese instante, como a veces ocurre, mi mente pensó en algo que nada tenía que ver con lo que estaba haciendo. Pendientes!!

La conexión entre una película y unos pendientes?? ... Ninguna. Pero pensé que me apetecía diseñar un par. En mi defensa, y para que no penséis inmediatamente, que mi cordura ha desaparecido y muestra signos de no volver, tengo que decir que siempre me ha gustado la forma de vestir y los complementos de esa época. Puede ser que ahí precisamente esté la explicación de por qué relacioné una banda sonora con unos pendientes.

Terminé de inventariar y sobretodo reorganizar todas las cajas y comencé con la tarea. Quería algo muy sencillo, unos pendientes largos, como para lucirlos con un recogido. Como lo hacían en aquella época.
Necesitaba poco colorido, algo muy neutro. Elegí unas pequeñas perlas barrocas alargadas que uní con una cadena de eslabones pequeños en oro viejo. Rematé la parte inferior con una pieza redonda repujada como de orfebrería que un día compré en un arrebato porque me gustó nada más verla.
El brillo ténue que necesitaban lo aportó una pequeña piedra facetada en color marrón.
Nada más!!




Ya sabéis que detrás de cada diseño siempre tengo un motivo que me ha llevado a hacerlo. Este caso me resultó de lo más extravagante. Al poner la música lo último que esperaba era terminar con unos pendientes en la mano!!

Hacía tiempo que no diseñaba pendientes, excepto cuando han sido encargos puntuales. Y esta aventura hizo que me diera cuenta de ello. En ocasiones, son el complemento perfecto. Sin necesidad de más. Para verlos con más detalle ya sabéis que están en la web.

En otro hilo de temás tambien importantes,... el sorteo sigue vigente hasta el viernes 23. Podéis seguir participando pinchando aquí o en el apartado del sorteo colocado en la parte derecha del blog.

En breve.... foto del premio!!!

15 comentarios:

fgsdfg dijo...

Yo tenía una granja en Africa...que película, hay alguien que no se enamorara de Denys Finch???
Maravillosos tus pendientes (como todos tus trabajos) enhorabuena!!.
Saludos
bienveg@gmail.com

macarena dijo...

"al pie de las colinas de Ngong”...Ay Bea, si es que esa película...lloro cada vez que la veo y mira que la he visto veces. Y la música ni te cuento, que por mi casa rueda todavía el disco de vinilo de la BSO que me compré en su día. Y creo que no hay mejor cosa que dejarse llevar por un arrebato creativo. Así salen pendientes como los tuyos reina. Un beso,

Macarena

Minerva dijo...

Te han quedado preciosos! :-0
Tengo que confesarte que Out of Africa es de mis pelis preferidas, es oir la canción y ya estoy llorando como una magdalena...
Venga, pásate por las Minervas que ya ha empezado el concurso más mágico, misterioso y sorprendente del año...

muxugorri dijo...

¡Es que la inspiración siempre nos pilla cuando y donde menos lo esperamos!¡Esa es la magia!
Los pendientes... pura delicadeza!

Beatriz dijo...

Simplemente perfectos.

Noemí M. dijo...

Preciosos! Bienvenida sea la aparición sea cuando sea que aparece.

Un beso

uncentimo dijo...

Si es que la inspiración puede llegar el en momento más insospechado, por eso nada mejor que llevar una libreta en el bolso!
bss

chicisimo dijo...

Divinos!! Ahora mi alergia (cada vez mas aguda) al Niquel y creo que a casi cualquier meterial empleado en bisuteria) no me permite usar mucho pendiente, pero yo era mucho de este tipo de pendientes. Me encantan!!
Un besote

laratitapresumida dijo...

¡Qué bonita es Memorias de África! La escena en la que él le lava el pelo a ella me parece lo más.
Los pendientes son preciosos, pero me ocurre como a Chicochuc, que cada vez puedo utilizar menos cualquier material que no sea oro. ¡Si a veces no puedo ni con la plata! Ayss, qué rabia tan grande, con los pendientones que me colocaba yo antes.
Besos.

Piluka dijo...

Maravillosa la película, su banda sonora, su vestuario,... y tus pendientes geniales, lindísimos.
Besos.

maba dijo...

son preciosos..y la "piedra redonda repujada como de orfebrería".. no me extraña que te enamorara...

pues se me está ocurriendo que se podrían hacer más cosas inspiradas en la peli,no???

tu maestría casa a la perfección con el estilo del contexto de la peli..cómo lo ves?

besos

Planeta Isabelino, variedades a lo fino dijo...

¡Vaya pasada de pendientes! Y qué historia tan triste la de Karen Blixen, yo no puedo verla sin mi cajita de kleenex a mano.

nimenos dijo...

ufff, a mi me gusta mucho esa película por varias razones... la primera es que Robert está para comérselo enterito, y la segunda es, como tu bien dices, toda la ambientación... quien no querría vivir en ese lugar, en ese tiempo aunque sólo fuera una semana?

Mi escena favorita: cuando dice que una leona se duerme la siesta cada tarde en su tumba...

ISABELLE NOIVAS dijo...

PRECIOSOS LOS PENDIENTES, SOLO MIRARLOS LA VERDAD ES QUE TRASLADAN, PODRIAN ESTAR PERFECTAMENTE ENTRE LOS COMPLEMENTOS DE LA SR. MERYL EN LA PELICULA
BESOTES

Paupe dijo...

Me encantan los pendientes! Un gran momento de inspiración el tuyo, en serio... preciosos!
Aunque he de confesar que no he visto la película... aun jeje.

Besos